SHARE

La empresa automotriz General Motors y personal del área de investigación del Ejercito de los Estados Unidos han comenzado a trabajar juntos para poder desarrollar una pila de combustible a base de hidrogeno.

Hasta ahora solo la japonesa Toyota y la coreana Hyundai habían estado dentro del programa de desarrollo de pilas de combustible en base a hidrogeno, inclusive en ambos casos ya con un vehículo a prueba. General Motors y el Tank Automotive Research Development and Engineering Center del US Army han comenzado a probar una Chvrolet Colorado con pilas de combustible de hidrogeno, con el fin de determinar si este vehículo soporta la carga de trabajo en un ambiente militar como lo haría una pickup a gasolina o diésel.

La característica principal del Hidrogeno es que una vez consumido, el residuo que deja en la pila es básicamente agua, lo que también se podría aprovechar para mover un vehículo, por supuesto quienes más entusiasmo muestran en este programa son los científicos del Ejercito de los Estados Unidos, quienes buscan crear un medio más barato y un impacto ambiental nulo para poder mover sus vehículos de combate, o al menos su flota auxiliar y es que uno de los grandes gastos en las últimas campañas militares emprendidas por los estadounidenses ha sido el del combustible.

En tiempos en los que Tesla y Elon Musk buscan llevar un combustible alternativo a los derivados del petróleo, General Motors y el US Army se suben a este tren de desarrollo que también traería beneficios a la sociedad civil.

Vía: ArsTechnica